Vino Safra Celler del Roure – Tinajas de Barro

0
55

Vino Safrá de la bodega Celler del Roure es el nuevo vino de la colección de vinos antiguos que nos presenta Pablo Calatayud. Antes de entrar en detalles, vale la pena recordar que Celler del Roure es todo un referente dentro de los vinos elaborados en la zona del Levante. Ya hace muchos años desde que Pablo Calatayud aposto fuerte por darle un giro de tuercas al proyecto familiar y apostar por la elaboración de vinos de Calidad. Bien conocidos son en la zona del Levante los vinos Maduresa y Les Alcusses, vinos referentes dentro de la DO Valencia , pero desde hace unos años Pablo Calatayud está apostando por la elaborando vinos en las viejas tinajas de barro que se encuentran soterradas en la bodega. De esta nueva apuesta  – en su momento todos los esfuerzos se centraron en la recuperación de la variedad Mandó – hace unos años salieron al mercado los vinos Parotet, Parotet Vermell y Cullerot y tras una buenísima acogida tanto por los aficionados como por los profesionales del sector ahora nace el vino Safrá.

Con este nuevo vino que nos presenta Celler del Roure podemos clasificar sus 6 vinos tintos en dos familias  claramente diferenciadas. Por un lado , tenemos los vinos Les Alcusses y Maduresa, vinos elaborados según los más modernas técnicas de viticultura. Crianzas en barrica de roble francés así como uvas autóctonas y foráneas sobremaduras son su identidad. Por otro lado tenemos los llamado vinos antiguos o vinos de tinaja. Estos vinos son Parotet, Parotet Vermell y Safrá. Vinos elaborados a la vieja usanza, como lo hicieron nuestros antepasados en tinajas de barro enterradas en los viejos cups de la bodega.

Safrá hace referencia al nombre en valenciano del azafrán, fermentado en los viejos lagares de piedra y parte en acero inoxidable con un 30% de racimos enteros.  La variedad de uva predominante es Mandó con una pequeña proporción de Monastrell y Garnacha Tintorera. Luis Gutiérrez, catador de Robert Parker para España lo describe como “ un vino que empieza a mostrar al desnudo el carácter de la región sin ningún tipo de maquillaje, con un poco de rusticidad, Mediterráneo pero manteniendo una buena frescura”

Desde El celler del Roure nos explican que con su gama de vinos antiguos están trabajando en  tratar de explicar mejor las uvas autóctonas de sus distintas parcelas. Desde hace algunos años están  probando a cortar la uva no tan madura y bajando también extracción y con ello siguiendo el camino hacia un mediterráneo más fresco ha nacido el vino safrà y que será mandó, pero un mandó más fluido y sobre todo más vivo, con más sensaciones electrizantes, con más alma de blanco. Para vestir a este nuevo vino Celler del Roure ha apostado por otra libélula pero esta vez teñida de ese color entre el amarillo y el naranja que tienen algunas cosas buenas para comer o para realzar las comidas como es el caso del azafrán.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here